Portfolio

Nuestros Proyectos

Proyecto Pupitre

Proyecto Pupitre

 

Proyecto pupitre busca adaptar los centros educativos a las necesidades actuales de quienes les dan vida. Al igual que los pupitres son elementos que han quedado obsoletos en los nuevos espacios de aprendizaje, dando paso a mobiliario más versátil y liviano, Proyecto pupitre propone dejar atrás aquellos conceptos espaciales que hace años fueron válidos, pero que actualmente necesitan una revisión.

El objetivo principal de Proyecto pupitre es diseñar entornos de aprendizaje que motiven, inspiren y estimulen, desarrollando proyectos arquitectónicos que incidan en cinco ámbitos de trabajo:

  • Espacios confortables.
  • Espacios accesibles.
  • Espacios de convivencia.
  • Espacios flexibles.
  • Espacios eficientes y sostenibles.

 

Objetivo 01: Espacios confortables

Desde hace algunos años es conocida la relación que existe entre el bienestar personal y la calidad del espacio, pero son relativamente recientes los estudios que vinculan el impacto del diseño con la calidad del aprendizaje. Según recoge un estudio realizado por la Universidad de Salford, el entorno físico donde se desarrolla el aprendizaje puede variar el rendimiento de los alumnos y alumnas hasta un 25%.

Las propuestas de diseño de espacios confortables actúan en las condiciones de calidad del aire, confort térmico, confort lumínico y confort acústico.

 

Objetivo 02: Espacios accesibles

Considerando los criterios establecidos en la Convención Internacional sobre los Derechos de las Personas con Discapacidad, la accesibilidad es un derecho que implica la posibilidad real de una persona de ingresar, transitar, permanecer y salir de un lugar de manera segura, confortable y autónoma. Atendiendo a esta idea, entendemos que todos los entornos y edificios, públicos o privados, incluidos los centros educativos, deberían adentrarse en esta senda y trabajar por facilitar el acceso y la utilización no discriminatoria, independiente y segura de los edificios a la mayoría de las personas, sin importar sus habilidades o capacidades.

El proyecto de accesibilidad englobará sus tres componentes: accesibilidad física, sensorial y cognitiva.

 

Objetivo 03: Espacios de convivencia

Los centros educativos tienen que ser espacios que preparen a los alumnos y alumnas a convivir en comunidad, relacionarse desde los valores de igualdad, respeto y solidaridad, y resolver sus diferencias en base al diálogo y la responsabilidad. Por ello, es prioritario que los centros, además de contar con los recursos necesarios y el personal especializado, dispongan de espacios que faciliten la convivencia entre los escolares.

A menudo las zonas comunes son las que cuentan con mayor importancia para fomentar las relaciones sociales, por lo que los proyectos de mejora pueden localizarse en dos grandes ámbitos:

  • Los pasillos, pensados como espacios destacados, equipados con pizarras, murales, sofás para la lectura, mesas de trabajo colaborativo o rincones para descansar, donde el alumnado pueda compartir, aprender e inspirarse.
  • Los patios, acondicionados para incorporar espacios de estancia amables y acogedores, que inviten a permanecer en ellos, facilitando la comunicación y convivencia entre el alumnado, y convirtiéndose en lugares idóneos de relación.

 

Objetivo 04: Espacios flexibles

Los centros educativos, por lo general, poseen espacios muy rígidos y anodinos, que pueden suponer verdaderos obstáculos a la hora de fomentar el interés, la imaginación o la participación del alumnado.

Frank Locker, doctor en arquitectura por la Universidad de Edimburgo, propone que las tradicionales aulas de cuatro paredes, de filas de pupitres y una pizarra al frente, evolucionen hacia aulas con paredes móviles, con pupitres y sillas livianos, para que se puedan distribuir de diferentes maneras.

Las propuestas de diseño de espacios flexibles se caracterizan por fomentar la versatilidad, la transparencia y la polivalencia.

 

Objetivo 05: Espacios eficientes y sostenibles

En la actualidad, el problema ambiental más grave al que se enfrenta el planeta es el del cambio climático. Ante un problema tan complejo y transversal, que abarca todas las esferas de la actividad humana y demanda una gran implicación social, el entorno educativo, como espacio de enseñanza y aprendizaje de los ciudadanos del futuro, toma especial relevancia.

Para reducir las demandas energéticas, y por lo tanto disminuir el gasto de las facturas de energía, se pueden desarrollar proyectos que profundicen en los sistemas de uso eficiente del agua, sistemas de uso eficiente de la iluminación, control de la climatización y mejora del aislamiento.

logo-laurdimbre.png

Defendemos la arquitectura útil

Síguenos

Copyright © 2018 La Urdimbre.